25 nov. 2010

El omnipaisaje

(...) La circulación vertiginosa de imágenes-paisaje en la conciencia y los medios y la práctica turística contemporánea parece dar la razón a esta hipótesis. El paisaje como lugar común por excelencia (el paisaje de evasión, el paisaje-postal, el paisaje onírico, el paisaje exótico, etc.) parecen corresponder perfectamente a la idea de un valor estético medio (...)
No debemos olvidar la implicación cultural e ideológica de la oposición auténtico/no auténtico. Criticar la no autenticidad del paisaje hoy en día implica la existencia de un punto de vista apto para definir un paisaje auténtico. Auténtico será un paisaje que sorprenda al individuo y no a una colectividad o a través de una consciencia colectiva, un trozo de naturaleza descubierto y no reconocido.


Michael Jakob, El paisaje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...